mar

27

oct

2015

Safa Horta - CHVNG Hipersimply 26-27 (IMA)


























PARTIDAZO Y VICTORIA NO APTA PARA CARDIACOS 


El Vilanova jugó un partidazo contra el Safa Horta. Un partidazo que tardaremos en olvidar por el coraje, las ganas de ganar y el control de nervios que demostraron nuestros jugadores. 

El Safa Horta se presentó con un equipo muy técnico, muy trabajado, ordenado en defensa y con jugadores altos que lanzaban bien desde los 9 metros. Es el rival más fuerte que hemos visto esta temporada, por encima del Sant Pere de Ribes con el que perdimos en la primera jornada. No obstante, después del partido podemos decir que el Safa no está acostumbrado a sufrir con finales ajustados como nuestros jugadores. 

El marcador durante la primera parte fue siempre ajustado con solo 1 ó 2 goles de diferencia llegando al descanso con empate a 13. Un marcador que hacía justicia a los méritos de los ambos equipos. 

Todo el buen juego que echamos a faltar en los últimos partidos se guardó para jugar contra el Safa, cuando era más necesario, puesto que el contrario así lo requería. Si no hubiéramos hecho un partidazo, el equipo del Safa nos hubiera pasado por encima y nuestros jugadores lo sabían.

La clave fue nuestra defensa. Los jugadores del Safa sabían lanzar muy bien, sabían entrar a la carrera y sabían moverse en ataque, lo pudimos ver en el calentamiento, pero no pudieron hacerlo durante el partido. Lo impidió nuestra defensa de anticipación y la concentración de nuestros jugadores durante todo el partido, sin caer en las “pájaras” de anteriores encuentros.

El arbitraje fue más que correcto y no se dejó intimidar por la presión del banquillo del Safa cuando vieron que el partido se les iba de las manos y se acercaba un final ajustado.

La segunda parte empezó con un un Safa más acertado que poco a poco se fue a 5 goles. Además, a mediados de la segundo tiempo hubo un momento extremadamente crítico cuando Roger Rovira y Seke tuvieron que abandonar la pista lesionados. Durante algunos minutos pareció que todo se venía abajo y que el buen juego no iba a ser suficiente para doblegar a un rival que parecía imponer su juego . 

Seke pudo recuperarse y el equipo se sobrepuso a las lesiones, a las expulsiones, a las pérdidas tontas de balones, a la presión  del banquillo local...y poco a poco fueron recortando la desventaja hasta empatar. 

La última parte del partido fue de infarto, con empates y ventajas de un solo gol hasta el final. Durante estos minutos, Pol Homs estuvo soberbio, el mejor partido que le recordamos (18 paradas, 2 de ellas de penaltis). Ivan y Pol Alentorn con 8 y 9 goles estuvieron portentosos liderando un ataque que luchó contra la defensa avanzada del Safa que intentó ahogar nuestro juego. En los últimos minutos, los goles de Seke desde el extremo y la sangre fría de Gerard anotando en el último ataque sellaron una victoria por un solo gol que vale un imperio, una victoria que muestra lo que es capaz de hacer este equipo cuando se pone las pilas, usa la cabeza y pone en juego todo lo que lleva dentro. 


TÒFUL ROVIRA