JUVENIL MASCULINO  35 - 23  CH VILAMAJOR

EL JUVENIL CONSOLIDA SU JUEGO


Buen partido del juvenil que parece que se vuelve a encontrar cómodo en la pista. Aún así el encuentro tuvo fases muy competidas y que el abultado marcador final ocultan. Con una defensa muy bien posicionada e intensa, los de Juan Cuenca y Martí Burcet empezaron muy bien, en estos primeros minutos Arnau Muniesa no quiso pasar desapercibido y con dos uno contra uno consecutivos que paró con gran autoridad consiguió una fuerte ovación. El ataque estuvo muy eficaz y el trabajo durante los primeros diez minutos se plasmó en un parcial de 6 a 2. 

Pero como nada es fácil, los de Vilamajor devolvieron el parcial con un 3 a 7 que dejaba el empate a nueve en el minuto veintiuno.El juego era muy rápido y fuerte por parte de los dos equipos, pero un Vilanova que seguía muy fuerte en defensa conseguía romper el empate a su favor y llevarse al medio tiempo una diferencia de cinco goles, 17-12.

Tanto en este primer periodo como en el segundo, las rotaciones del bando azul no variaron la actitud en pista ni el nivel de juego, que fue realmente bueno. Con tres cadetes en el equipo el grupo se mostró muy compacto y su ayuda sumó para la victoria final.

La segunda parte no fue la de la esperada reacción de los visitantes, que lo intentaron pero en estos treinta minutos no pudieron acercarse en el tanteo y acabaron con un parcial en contra de 18-11. Durante la primer mitad de este segundo tiempo el Vilanova fijó el resultado manteniendo la disciplina táctica y la concentración. Solamente en la ultima parte del encuentro hubo momentos de un “corre calle” que no movió la diferencia.

En resumen, buen trabajo en los entrenamientos y en la integración de los cadetes en el grupo y dos puntos más ganados con solvencia y buen juego.

Som-hi Vila!!